Manchas Faciales ¿qué son y cómo tratarlas?

May 10, 2017

Existen distintos tipos de manchas en la piel. Algunas solo representan un problema estético y otras pueden poner en riesgo la salud. Estas últimas, suelen tener bordes irregulares o mal delimitados, son de color negro intenso o de varios tonos (negro, marrones, rojizos, rosados), y pueden presentar cambios en su forma, bordes, color, tamaño y textura.
Las manchas comunes (lentigos solares) producidas por las radiaciones UV suelen ser de color marrón claro u oscuro uniforme, planas y delimitadas. Su tamaño va desde unos pocos milímetros hasta varios centímetros. Se presentan en adultos, en zonas expuestas al sol, como cara, cuello, escote y dorso de las manos. Si bien son lesiones benignas alertan sobre una acumulación de RUV.
En esta nota nos referiremos al tratamiento de estas últimas, que son señal de fotoenvejecimiento.
 
Tratamiento
Uno de los tratamientos más eficaces para combatir las manchas es la luz pulsada intensa (IPL). Mediante esta tecnología se aplica una luz cuya longitud de onda penetra en capas profundas de la piel generando la reparación celular y la desaparición de las manchas. Se utiliza en distintas zonas como cara, cuello, escote y brazos. Pueden ser necesarias entre una y tres sesiones para lograr un color uniforme de la piel y una mejora visible en la calidad de la misma.
Estas sesiones se deben realizar con un intervalo de un mes aproximadamente dependiendo de la reepitelización de cada paciente. Se trata de un procedimiento bien tolerado, que provoca en un principio enrojecimiento de la zona tratada y oscurecimiento de las manchas con sensación de haberse arrebatado al sol, pero no impide continuar con las actividades de la vida cotidiana. Se requiere la precaución de no estar bronceado y evitar el sol dos semanas antes y dos después de la aplicación de la IPL.


Otra herramienta terapéutica eficaz en el tratamiento de las manchas solares son los peelings faciales despigmentantes, en los que se aplican combinaciones de ácidos según el tipo de piel y de lesión a tratar en sesiones sucesivas que exfolian y promueven la regeneración celular.
Existen distintos productos de uso tópico y domiciliario, destinados a complementar el tratamiento realizado en el consultorio, y mantener los resultados obtenidos.

Prevención
La mejor manera de evitar las manchas solares es la prevención, limitando la cantidad e intensidad de exposición al sol. Es fundamental el uso diario y correcto de protector solar. Este debe contener protección UVA y UVB, aplicarse 20 minutos antes de salir al exterior y reponerse cada dos horas o luego de mojarse. Se debe evitar el sol de 10 am a 16 am.
Las personas con piel, ojos y cabellos claros, que enrojecen ante el sol y tienen dificultad para broncearse, son más susceptibles a tener manchas, envejecimiento cutáneo prematuro y cáncer de piel. Los lentigos solares se presentan en general a partir de los 40 años, pero también se observan a los 30. Son la consecuencia de la RUV acumulada desde la niñez.

 

Si el artículo te resultó útil te invitamos a compartirlo!

Please reload

Entradas destacadas

¿Por qué la deshidratación envejece?

July 14, 2017

1/10
Please reload

Entradas recientes